Alopecia areata: Causas y Tratamiento efectivo

Compártelo 😉Share on Facebook0Share on Google+0Tweet about this on TwitterEmail this to someone

Dentro de los tipos de alopecia existentes, hoy explicamos en qué consiste uno de ellos, la alopecia areata, sus síntomas y demás características.

La alopecia areata es una enfermedad que afecta a los folículos pilosos y se presenta como la pérdida de pelo o cabello en una zona determinada de cuerpo. Suele manifestarse en áreas redondeadas u ovaladas, de un tamaño no muy grande, sobre todo en el cuero cabelludo y en la barba.

 

Síntomas de la alopecia areata

En este tipo de calvicie, al contrario de en otros, la piel no está afectada, es decir, presenta un aspecto normal, sin descamaciones, enrojecimientos o inflamación (en algunos casos la piel puede adoptar un tono marfil o melocotón), pero pierde el pelo en mechones de forma repentina, formando zonas totalmente calvas en zonas bien delimitadas. Puede aparecer a cualquier edad y en ambos sexos. Otra de las características de este tipo de calvicie es la presencia de pelos con forma de signo de exclamación; en algunos casos además, la alopecia areata se complica con distrofia ungueal, produciéndose alteraciones en las uñas de los dedos de las manos (las llamadas uñas picadas).

La alopecia areata, aunque afecta sobre todo a la cabeza, puede darse en otras zonas cubiertas de vello, como son el vello púbico, la barba, las cejas o las pestañas.

 

Evolución de la alopecia areata

Las zonas que han ido quedándose calvas pueden aumentar de tamaño y unirse entre sí; en algunas casos remite (en cuyo caso, el pelo que nace lo hace sin color, es decir, despigmentado), para volver a resurgir pasado un tiempo. En otros casos, los más agresivos, se puede producir la pérdida total del vello en todo el cuerpo: estaríamos ante un caso de alopecia areata universalis.

 

Tipos de alopecia areata

Dependiendo de las áreas afectadas y de lo extendida que esté la caída del pelo, podemos subdividir la alopecia areata e:

– Alopecia areata unicularis: cuando la caída del pelo ocurre en una zona área.

– Alopecia areata multicularis: cuando la caída afecta a diversos puntos.

– Alopecia areata subtotalis: la pérdida del cabello en la cabeza es prácticamente total.

– Alopecia areata universalis: cuando se produce la caída total de todo el vello corporal.

– Alopecia areata ophiasis: la caída afecta a los cabellos que se encuentran en los márgenes de la cabeza, como la nuca, las sienes o la frente.

 

Prevención y causas de la alopecia areata

No es posible prevenir la alopecia areata ya que  no se conoce con certeza qué factor es el que la produce o desencadena; de hecho, como hemos comentado anteriormente, puede darse en hombres, mujeres e incluso niños.

En ocasiones la alopecia areata sobreviene tras una enfermedad grave, un embarazo o un traumatismo en la zona afectada.

Otras razones que se contemplan son el factor genético (1 de cada 5 personas cuenta con antecedentes familiares de alopecia), la hipersensibiidad, las reacciones autoinmunes de ciertos órganos o el estrés emocional.

 

Tratamiento de la alopecia areata

Debido a la posible intermitencia de este tipo de alopecia (que puede desaparecer por sí sola), es necesario un diagnóstico fiable por parte de personal profesional médico. En algunos casos se puede recomendar simplemente esperar unos meses para ver si remite por sí sola y en otras se aconseja tratamiento farmacológico. Dependerá del avance de la enfermedad y del propio deseo del paciente. Entre los tratamientos médicos que se pueden aplicar están la ingesta de cinc (en pastillas), la terapia local a base de cremas con glucorticoides, los corticoides o el minoxidil, un vasodilatador  que estimula el crecimiento del cabello y desacelera la calvicie.

Vota éste artículo

administrador

View more posts from this author

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *